Por fin!!! Después de un año desastroso tras el cambio de ley educativa, he querido hacer un borrón y cuenta nueva para darme una nueva oportunidad en este curso -mi último curso- y poder darme la oportunidad de aprobar aquellas asignaturas que no pude el año pasado. Aunque este año llega repleto de un montón de decisiones cruciales para mí en varios aspectos…

Así es. Tras mi entrega de notas en junio, quise aprovechar la oportunidad de saludar a mis profesores y darles unos presentes que les traje de mi visita a Portugal -no a todos, sólo a algunos en concreto-; fue entonces cuando mi profesora de Lengua entablamos una conversación que hizo que me replanteara muchas cosas sobre mi futuro… aunque ya sabía que, de por sí, en ciencias no me iba a ir bien en mi último año porque, honestamente, yo soy de letras; ella me hizo ver lo que en realidad me gustaría a mí mismo para mi futuro. Ahí fue cuando tomé la difícil decisión de dejar atrás a mis amigos, con los que empecé esta aventura, mi historia con ellos y cambiar mi modalidad a Humanidades para terminar mi curso con las puertas abiertas a un futuro que se presenta incierto ante mí, pero que yo sé que podré construir por mi propia cuenta y del modo que yo quiera, a mi manera.

Sé que al tomar esta decisión, me quedarán asignaturas pendientes que, supuestamente, tenía que haber dado en la modalidad elegida pero que no hice ya que estaba en ciencias… pero eso es un riesgo que tengo que asumir. Me presenté en el instituto durante los siguientes días para informarme al respecto sobre el cambio de modalidad, los contenidos mínimos para las asignaturas pendientes y qué documentación tenía que presentar el día de la matrícula para ir preparado. El jefe de estudios me dijo que sabría si mi solicitud de cambio de modalidad sería aceptada o no el día de la presentación del curso…

Y, volviendo al presente, este viernes que ha pasado tuvo lugar la presentación de mi último curso; al llegar a la puerta pude chequear los listados de alumnos y efectivamente, mi solicitud fue aceptada; siendo oficialmente un hecho que mi estancia en la modalidad de ciencias se queda atrás y aquí, comienza una nueva etapa -la última de todas- para mí y que tendré que esforzarme el doble para poder salir victorioso de esta. Ya he conocido a mis nuevos compañeros de clase y, quieras que no, eso me transmitió una tranquilidad que necesitaba porque sé que conozco a varios de ellos y con algunos me llevo bien… a los demás, espero poder ganarme su confianza a lo largo del curso.

Hoy comienza esta nueva etapa, estoy muy nervioso por saber qué me deparará este último curso y soy muy consciente que cada decisión será crucial para determinar mi resultado final. Espero que este último capítulo de mi trilogía tenga un final feliz porque yo así lo deseo y me esforzaré al 210% para que así sea.

DESEADME SUERTE!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.